Estamos de enhorabuena esta semana al lograr que nuestros vinos elaborados con la variedad autóctona garnacha consigan dos nuevas Medallas de Oro en certámenes internacionales, el Grenaches du Monde 2019 y Challenge International du Vin 2019.

Se trata del Esencia de Vegamar 2016 y del Vegamar Huella de Garnacha 2018, los dos vinos que la bodega de Calles elabora a partir de la garnacha que se cultiva en sus viñedos del Alto Turia, dentro de la DOP Valencia. Se da la circunstancia de que uno es un vino joven y el otro es un vino de larga crianza, lo que demuestra que las uvas de garnacha de la meseta de Calles dan una altísima calidad y que los mayores del territorio no se equivocaban al haberla mantenido a través de los siglos como la tinta dominante.

El Esencia de Vegamar 2016 logró el Oro, y es el único de la Comunidad Valenciana que aparece en el palmarés, en el certamen Grenaches du Monde 2019. Se trata de un vino que pasa 15 meses en barricas nuevas de roble francés. Se elabora con garnacha del Alto Turia, típicamente mediterránea, a la que se combina al final con un toque de syrah.

El Vegamar Huella de Garnacha 2018 es un joven de la serie “Huella” que la bodega mantiene en el mercado desde el origen junto con otros varietales de la finca. Su Medalla de Oro ha llegado del “Challenge International du Vin” celebrado la pasada semana en Francia.

Curiosamente es en la Francia mediterránea, y las franjas homólogas de España e Italia donde se está reivindicando cada vez más el potencial de esta variedad que en Vegamar siempre han estado entre las preferidas de la propiedad, por encima de las modas.
ESENCIA-VEGAMAR-VinoHUELLA-de-Garnacha VEGAMAR

facebooktwittergoogle_pluslinkedinmail

Comments are closed.